Turismo en el Caribe: climáticamente inteligente y sostenible

Antecedentes del proyecto

Desde hace varios años, los gobiernos en el Caribe han considerado prioritaria la gestión del impacto y los riesgos relacionados con el clima y los desastres. En 2014, cuando la Organización de los Estados de África, el Caribe y el Pacífico (ACP) creó el Programa de Gestión de Riesgo de Desastres Naturales (GRDN) con financiación de la Unión Europea, el Banco de Desarrollo del Caribe (BDC) se convirtió en uno de los primeros socios implementadores. El Programa de GRDN, que es una iniciativa de 20 millones de euros, tiene por objeto la mejora de capacidades del Caribe para la preparación, gestión, respuesta y recuperación ante el posible impacto de peligros naturales.

El Programa de GRDN ha financiado una serie de proyectos de desarrollo de resiliencia y trabaja en estrecha colaboración con agentes regionales. Uno de estos interlocutores es la Organización de Turismo del Caribe (OTC). La OTC, que reconoció el impacto del cambio climático en el sector del turismo en el Caribe, adoptó medidas para crear resiliencia en el sector a través del proyecto «Apoyo a una Industria del Turismo del Caribe Sostenible y Climáticamente Inteligente».

Actores para la implementación y responsabilidades

Amanda Charles, especialista en Turismo Sostenible en la Organización de Turismo del Caribe, explica que, gracias al apoyo de la GRDN, la OTC logró en 2017 la adjudicación de este proyecto del que se beneficiaron dieciocho Estados miembro de la OTC y del BDC.

Objetivos

El proyecto tuvo como eje central el refuerzo de la capacidad de la OTC y de los Estados miembro de la OTC y del BDC para incorporar consideraciones sobre la reducción de riesgo de desastres y el cambio climático a las operaciones, la planificación y las políticas del sector turístico. Asimismo, las actividades clave del proyecto conllevaron la preparación de un documento estratégico y de una guía de gestión de riesgo de desastres para el sector turístico en el Caribe. Dichos elementos también derivaron en la recopilación de una serie de productos de conocimiento relacionados con las buenas prácticas para un turismo responsable y sostenible.

Logros

El proyecto ha logrado reforzar las capacidades de las partes interesadas del turismo en el Caribe. La OTC publicó 3 productos clave del proyecto: (a) el Marco de Desarrollo y de Política para un Turismo Sostenible en el Caribe, (b) la Guía para la Gestión del Riesgo de Peligros Múltiples para el Sector del Turismo en el Caribe y (c) la Plataforma de Formación de la OTC y dos Formaciones en Línea. La OTC presentó una campaña de educación y de sensibilización del turismo regional a través de sus redes sociales Facebook, Instagram, Twitter y LinkedIn. La Campaña también incluyó una miniserie de 7 vídeos producidos y emitidos por CaribVision Television. Dicha Campaña llegó a más de 2,3 millones de espectadores en 23 países de la región. De esta manera, se consiguió que más de 300 000 personas compartieran, dieran me gusta o comentaran las 80 imágenes publicadas.

El proyecto promovió el desarrollo de capacidades gracias a cinco talleres de formación nacionales en los Estados miembro considerados muy vulnerables que recientemente se habían visto afectados por peligros extremos. Entre ellos, se encuentran Haití, Dominica, Las Bahamas, Belice y Jamaica. Por último, se concibió una postal atractiva para orientar a los visitantes hacia la región e igualmente se diseñó y distribuyó un cartel con consejos para empresas turísticas.

Características del proyecto

Año: 2017

Coste total del proyecto: 618 423 €

Agencia que lo implementa: Organización de Turismo del Caribe

Zona beneficiaria: Miembros de la OTC y Estados miembro prestatarios del BDC

Cooperación y asistencia técnica: Banco de Desarrollo del Caribe

Financiado por: la Unión Europea a través del Programa de Gestión de Riesgo de Desastres Naturales en el CARIFORUM

Turismo en el Caribe: climáticamente inteligente y sostenible. Descargue el documento PDF

Fortalecimiento de las estructuras organizativas y funcionales de Gestión de Riesgo de Desastres en República Dominicana

Los principales desafíos

Debido a su situación geográfica, la República Dominicana es un país expuesto a un amplio número de amenazas de origen natural o causadas por el hombre. El objetivo del proyecto titulado «Fortalecimiento de las estructuras organizativas y funcionales de Gestión de Riesgo de Desastres en la República Dominicana» era ayudar a reducir la vulnerabilidad y la exposición a estas amenazas.

Actores para la implementación y responsabilidades

La Comisión Nacional de Emergencias y la Dirección General de Cooperación Multilateral coordinaron este proyecto, financiado por la Unión Europea. Dicho proyecto se realizó gracias a la acción coordinada de los líderes y técnicos de más de trece instituciones que forman parte de la Comisión Nacional de Emergencias.

Un proyecto global ejecutado a través de más de veinte acciones distintas

Para alcanzar los tres resultados esperados del proyecto, se han implementado más de veinte acciones. Con el objetivo de impulsar una cultura de reducción de riesgo de desastres, se desarrolló un plan nacional de desarrollo de capacidades para la gestión de riesgo de desastres para la Escuela Nacional de Gestión de Riesgos, con una estrategia de implementación de cinco años. Gracias al proyecto, se ha ejecutado el cuarenta por ciento de este plan, lo que se traduce en 30 cursos de formación para más de 1000 actores importantes a nivel local y nacional.

Como parte del proyecto, se creó y lanzó el Sistema Integrado Nacional de Información (SINI), cuyo objetivo es organizar y aprovechar los datos sobre amenazas, vulnerabilidades y riesgos para evaluar la capacidad de respuesta de las instituciones encargadas de gestionar los desastres.

A nivel regional, una reunión regional del Caribe acogió a 170 participantes de 15 países para intercambiar experiencias e impulsar la cooperación, la colaboración y las conexiones de la región.

Con el fin de fortalecer la resiliencia y las capacidades locales de gestión de riesgo de desastres a nivel municipal, y para promover el desarrollo sostenible en áreas vulnerales, se analizaron los Comités de Prevención, Mitigación y Respuesta, y se evaluaron y priorizaron los asentamientos humanos de alto riesgo. Además, se crearon siete redes comunitarias a las que se formó y que fueron aprobadas: 3 en Santiago de los Caballeros; 2 en San Juan de la Maguana y 2 en San Felipe de Puerto Plata.

En colaboración con la Escuela Nacional de Gestión de Riesgos, la Universidad Autónoma de Santo Domingo y la Universidad del Caribe, más de 121 evaluadores recibieron formación sobre indicadores de seguridad para infraestructura esencial. Estos llevaron a cabo evaluaciones prácticas de niveles de resiliencia, seguridad y vulnerabilidad.

Equipos multidisciplinares simultáneos conformados entre otros por geólogos, ingenieros, administradores y técnicos de los proveedores de servicios aplicaron a 20 importantes acueductos una innovadora herramienta nacional desarrollada para determinar los indicadores de seguridad para los acueductos.

Además, en colaboración con la Oficina Nacional de Evaluación Sísmica y Vulnerabilidad de Infraestructura y Edificaciones, se diseñó una metodología estándar, a la que se dio validez para evaluar la vulnerabilidad sísmica de infraestructuras y edificaciones.

Resultados prometedores

A través de sus múltiples acciones y resultados, el proyecto contribuyó al fortalecimiento, la sensibilización, el desarrollo de capacidades, el equipamiento y la potenciación de las instituciones y de los actores que participan en la reducción del riesgo de desastres. Esto supone la continuación de la política nacional del gobierno dominicano, centrada en seguridad territoral y con un enfoque sostenible, transformador e inclusivo, para seguir construyendo una nación más fuerte y más resiliente.

Características del proyecto

Año: 2014 – 2019

Agencia que lo implementa: Comisión Nacional de Emergencias

Zona beneficiaria: República Dominicana

Financiado por: la Unión Europea a través del Programa de Gestión de Riesgo de Desastres Naturales en el CARIFORUM

Fortalecimiento de las estructuras organizativas y funcionales. Download the PDF version

Sistema de alerta temprana de inundaciones en la cuenca del Río Cobre

Los principales desafíos

La ubicación de Jamaica, su geología, su topografía accidentada, sus estrechas llanuras costeras y su densa red fluvial la convierten en una isla expuesta a desbordamientos. Dada la frecuencia de las inundaciones repentinas, se han adoptado medidas para fomentar la instalación de sistemas comunitarios de alerta temprana (SAT) de inundaciones. Se trata de reducir los daños materiales y el deterioro de los medios de subsistencia y salvar vidas en las comunidades más vulnerables. Se han colocado SAT comunitarios de accionamiento manual en siete ríos, y en el Río Cobre, en la Parroquia de Santa Catalina, se instaló un SAT automatizado. El Río Cobre tiene la tercera unidad de gestión de cuenca más grande de Jamaica, que cubre una área de drenaje de unos 646 kilómetros cuadrados.  Sin embargo, las redes de transmisión de datos y el seguimiento de inundaciones no estaban operativos desde 2015 debido al impacto de rayos.

Implementación

El objetivo del proyecto era ayudar a mejorar el sistema de alerta temprana (SAT) de inundaciones para la cuenca del Río Cobre. Para ello, se apoyó el envío de notificaciones tempranas y precisas a las principales partes interesadas y a los residentes para reducir la pérdida de vidas y los daños provocados por las inundaciones.

El Banco de Desarrollo del Caribe supervisó la gestión del proyecto, confiada a la Autoridad de Recursos Hídricos de Jamaica.

Se actualizaron las estaciones de medición del caudal y de evaluación del terreno y se conectaron a un servidor central para la transmisión de datos en tiempo real. El nuevo sistema aprovechó la energía solar renovable para mantener el flujo constante de datos durante fenómenos meteorológicos extremos, algo que brindó información más precisa y pertinente.

«Es realmente esta pertinencia la que salva vidas», aseguró Peter Clarke, director ejecutivo de la Autoridad de Recursos Hídricos.

Características del proyecto

Año: 2017

Coste total del proyecto: 305 596 €

Agencia que lo implementa: Autoridad de Recursos Hídricos de Jamaica

Zona beneficiaria: Parroquia de Santa Catalina, Jamaica

Cooperación y asistencia técnica: Banco de Desarrollo del Caribe

Financiado por: la Unión Europea a través del Programa de Gestión de Riesgo de Desastres Naturales en el CARIFORUM

Sistema de alerta temprana de inundaciones en la cuenca del Río Cobre. Descargue el documento PDF

Document Library

a:7:{s:8:»location»;a:1:{i:0;a:1:{i:0;a:3:{s:5:»param»;s:12:»options_page»;s:8:»operator»;s:2:»==»;s:5:»value»;s:22:»theme-general-settings»;}}}s:8:»position»;s:6:»normal»;s:5:»style»;s:7:»default»;s:15:»label_placement»;s:3:»top»;s:21:»instruction_placement»;s:5:»label»;s:14:»hide_on_screen»;s:0:»»;s:11:»description»;s:0:»»;}

Taller Climáticamente Inteligente 2019

El primer Taller Climáticamente Inteligente del proyecto «Estado del Clima del Caribe 2016: Información para el Desarrollo de la Resiliencia» se celebró los días 12 y 13 de diciembre de 2019 en Georgetown, Guyana. A él asistieron unos 45 participantes del Caribe, entre ellos los organizadores y los representantes de los sectores de desarrollo financiero y económico, turismo, sanidad y energía. El objetivo de este taller era favorecer el debate entre los representantes de los sectores sensibles al clima sobre el impacto del cambio climático en sus sectores y buscar la manera de integrar la resiliencia climática en los procesos de planificación. En términos generales, los comentarios de los participantes demostraron la utilidad de la iniciativa.

Diseñar estrategias pertinentes para desarrollar resiliencia frente al cambio climático y los peligros naturales resulta vital para respaldar los resultados de desarrollo en la región. La iniciativa Climáticamente Inteligente, creada en colaboración con la Universidad de las Indias Occidentales (UWI) y el Banco de Desarrollo del Caribe, está destinada a sensibilizar al gran público y a identificar estrategias de mitigación y/o prevención para responder a los desafíos relacionados con el impacto y el riesgo de catástrofes.

Presentaciones de expertos

El profesor Michael Taylor, director del Grupo de Estudios Climáticos y decano de la Facultad de Ciencia y Tecnología de la UWI en Mona, Jamaica, alertó a los participantes de que, en los últimos años, el cambio climático en el Caribe ha quedado patente, como así reflejan los cambios significativos en los patrones de precipitación y la aparición de fenómenos más extremos. Siguiendo con su análisis, el profesor Taylor reveló que toda la rutina de precipitación está cambiando y que el nivel del mar está aumentando en todo el Caribe. Los huracanes cada vez más extremos, las sequías, las inundaciones y otros peligros naturales han tenido un impacto devastador en la región. Además de la pérdida de vidas humanas y la destrucción de hogares e infraestructura, los sectores de sanidad, educación, agricultura y turismo también se han visto seriamente afectados.

El dr. Yves Robert Personna, director del Proyecto de la GRDN de ACP-UE en el Banco de Desarrollo del Caribe, afirmó que el BDC está comprometido a ayudar a sus Estados miembro del Caribe para reducir la desigualdad y la pobreza para 2025. En este sentido, el BDC ha desarrollado y ejecutado su Estrategia de Resiliencia al Cambio Climático 2012-2017, y recaudó más de 410 millones de dólares para financiar la gestión de riesgo de desastres y las iniciativas de resiliencia al cambio climático en la región.

Taller Climáticamente Inteligente 2019. Descargar el documento PDF

El Informe sobre el Estado del Clima del Caribe

Gracias al proyecto «Informe sobre el Estado del Clima del Caribe (ECC): Información para el Desarrollo de la Resiliencia», ejecutado por el Grupo de estudios climáticos de Mona, de la Universidad de las Indias Occidentales (GECM/UWI), los agentes caribeños y otros grupos interesados cuentan hoy en día con un único documento de referencia sobre el cambio climático y la variabilidad del clima en la región. Esta herramienta les permite respaldar la planificación basada en datos, la toma de decisiones y la concepción y la ejecución de medidas adecuadas de adaptación al cambio climático. Dado que brinda referencias, análisis, información y datos climáticos relevantes, fiables y actualizados, el Informe sobre el ECC debería convertirse en el fundamento para las recomendaciones de actuación que fomentarán la protección climática a nivel regional y nacional. El Informe ayudará a acelerar las labores de desarrollo de resiliencia en el Caribe, en particular dentro de los 19 Estados miembro prestatarios (EMP) del Banco de Desarrollo del Caribe (BDC).

Un Informe con una buena acogida en la región

A lo largo de la implementación del proyecto, los comentarios de las partes interesadas acerca del Informe sobre el ECC han sido muy positivos, lo que confirma que dicho Informe es un recurso valioso para la región. Para que el Informe sobre el ECC mantenga su vigencia, será fundamental que se actualice periódicamente.

Talleres Interactivos Climáticamente Inteligentes

Como parte del Informe sobre el ECC, se llevaron a cabo dos Talleres Interactivos Climáticamente Inteligentes para que las partes interesadas de los EMP en sectores sensibles al clima como la energía, el desarrollo financiero y económico, la sanidad y el turismo estén preparadas para (a) utilizar de manera eficaz el Informe sobre el ECC y otros recursos para evaluar el impacto del cambio climático en sus sectores, e (b) integrar la información climática en procesos de planificación. Los talleres también pretendían facilitar el desarrollo de capacidades, el intercambio de conocimientos y el incremento de las redes de contactos, así como las oportunidades de colaboración para los participantes. En el marco del taller, se llevó a cabo la conferencia pública «Climate Matters». Los talleres tuvieron lugar los días 12 y 13 de diciembre de 2019 en Georgetown, Guyana, y el 27 y 28 de febrero de 2020 en Nassau, Bahamas. Los Talleres Interactivos Climáticamente Inteligentes siguen siendo una de las buenas prácticas y éxitos del Proyecto del ECC. Los asistentes consideraron que el contenido del taller y los ponentes fueron excelentes y útiles para sus programas de trabajo, sectores y países individuales.

Características del proyecto

Año: 2017 – 2021

Coste total del proyecto: 568 339 €

Agencia que lo implementa: Grupo de estudios climáticos de Mona, de la Universidad de las Indias Occidentales (GECM/UWI)

Zona beneficiaria: 19 Estados miembro prestatarios del BDC

Financiado por: la Unión Europea a través del Programa de Gestión de Riesgo de Desastres Naturales en el CARIFORUM

El Informe sobre el Estado del Clima del Caribe. Descargue el documento PDF

Evaluación de los Procedimientos de Emergencia en los Estados Participantes de la Agencia de Gestión de Emergencias y Desastres en el Caribe (CDEMA)

Esta iniciativa ayudará a mejorar los protocolos y procedimientos de respuesta ante emergencias en los Estados participantes de la CDEMA a través de una evaluación de preparación y respuesta de los Estados ante el huracán Matthew.

Contexto

Los huracanes y las tormentas son las amenazas más recurrentes que afectan al Caribe. Todas las islas caribeñas han vivido las consecuencias directas de al menos un huracán o han visto cómo sus condiciones climáticas se veían afectadas por el paso cercano de un huracán. Debido a la frecuencia de huracanes y tormentas, los países de la región han puesto en marcha planes nacionales para desastres, que incluyen planes de respuesta ante huracanes/tormentas.

Cuando una tormenta o un huracán se acercan a la región del Caribe, las autoridades pueden lanzar procedimientos de paro como medida de precaución. Sin embargo, los paros pueden generar una percepción pública negativa. Para afrontar este problema, la CDEMA implementa el Proyecto de Evaluación de los Procedimientos de Emergencia. Con esta iniciativa, se busca sensibilizar a la opinión pública sobre los procedimientos de respuesta ante emergencias.

En Bahamas, Barbados y Haití se llevaron a cabo paros nacionales debido al acercamiento del huracán Matthew en septiembre de 2016. Sin embargo, su ejecución se vio afectada por la percepción pública negativa sobre la utilidad y/o la legalidad de las medidas, tras casos en los que el fenómeno peligroso no causó ningún impacto o mucho menor del previsto. De forma general, se cree que las percepciones negativas sobre los paros nacionales perduran por la falta de conciencia del amplio abanico de variables meteorológicas que pueden afectar al resultado de una tormenta o un huracán inminentes.

La CDEMA ha identificado la necesidad de fortalecer los lazos entre la opinión pública y los encargados de la gestión de desastres para mejorar la comprensión de los procedimientos de respuesta ante emergencias. También deben consolidarse aún más los mecanismos de respuesta ante desastres a nivel nacional, incluso a través de una mayor implicación entre las organizaciones nacionales para casos de desastres (OND) y organizaciones del sector privado (OSP) para prepararse para un fenómeno de evolución lenta.

Resultados del proyecto

El resultado esperado del proyecto es la elaboración de nuevas pautas para procedimientos de paro nacional y respuesta ante emergencias en los Estados participantes de la CDEMA

Componentes del proyecto

  • Evaluación de la preparación de cuatro Estados participantes de la CDEMA seleccionados que se vieron afectados por el huracán Matthew en 2016
  • Propuestas para el fortalecimiento de protocolos y procedimientos para la preparación y respuesta, con asesoramiento sobre cómo llegar a los miembros con menos recursos y más vulnerables de las sociedades analizadas (incluyendo a mayores, mujeres y personas con discapacidad)
  • Desarrollo de planes de acción para el fortalecimiento de la preparación y respuesta nacional, basados en las directrices estándar de la CDEMA para los procedimientos de paro nacional
  • Convocatoria de un taller regional para analizar la elaboración de directrices para los procedimientos de paro nacional

Elementos

Evaluar la preparación de cuatro Estados participantes de la CDEMA seleccionados que se vieron afectados por el huracán Matthew en 2016:

  • Desarrollo de una herramienta adecuada para prestar apoyo en la realización de evaluaciones del país, basada en la Lista Modelo de Verificación Nacional de Operaciones de la CDEMA que se usa para llevar a cabo una evaluación rápida anual de la preparación de los Estados participantes de la CDEMA.
  • También se revisará la pertinencia de las acciones nacionales llevadas a cabo a través de un análisis de Exámenes A Posteriori (EAP) nacionales para determinar si se ejecutaron las acciones adecuadas y si existen lagunas.

Desarrollar propuestas para la revisión de protocolos y procedimientos y planes de acción para el fortalecimiento de la preparación y respuesta nacional:

  • Se identifican y redactan propuestas para comunicar la revisión de procedimientos de paro nacional y elaborar planes de acción con el fin de fortalecer la preparación y la respuesta nacional
  • Todo ello se validará a través de cuatro talleres nacionales con la colaboración de la Oficina Nacional de Desastres (OND) y con el apoyo de la Unidad de Coordinación (UC) de la CDEMA.
  • Desarrollo del documento de directrices modelo para los procesos de paro nacional que pueden adaptarse a varios Estados participantes.

Convocatoria de un taller regional para revisar el proyecto de Directrices Estándar o Modelo para los procesos de paro nacional:

  • La UC de la CDEMA celebrará un Taller Regional para que los participantes regionales tengan la oportunidad de dar su opinión acerca del proyecto de directrices modelo. El Taller Regional contará con el apoyo del Subcomité de Desarrollo de Planes y Evaluación (SDPE) del Comité Técnico Asesor (CTA) de la CDEMA.
  • El objetivo principal del SDPE es brindar apoyo a la UC de la CDEMA en el análisis y desarrollo de planes y procedimientos que facilitará el funcionamiento efectivo y eficaz del Mecanismo de Respuesta Regional y de sus componentes.
  • El Taller Regional también contará con el apoyo de los miembros de la Asociación de Industria y Comercio del Caribe (AICC), junto con la Oficina Nacional de Desastres, para permitir un espacio de opinión sobre los protocolos y las directrices. El Taller Regional se celebrará en uno de los países beneficiarios.

Caribbean Tourism: Emergency procedures. Download the PDF version

 

Coste: 127 644 euros
Agencia que lo implementa: CDEMA
Concedido por: CDB
Países beneficiarios: Barbados, Santa Lucía, Haití y la Mancomunidad de las Bahamas
Periodo: del 1 de julio de 2018 al 30 de junio de 2019

Apoyo a una Industria del Turismo del Caribe Sostenible y Climáticamente Inteligente

El Proyecto de Apoyo a una Industria de Turismo del Caribe Sostenible y Climáticamente Inteligente (CSSCTI) busca reducir la vulnerabilidad y aumentar la resiliencia del sector turístico en el Caribe ante la variabilidad y el cambio climáticos y sus efectos asociados, al tiempo que contribuye a la sostenibilidad y a la competitividad global de los destinos turísticos de la región. En este sentido, uno de los principales objetivos es el de apoyar los esfuerzos de los países para mitigar y adaptarse a la variabilidad y al cambio climáticos y convertir la región en la primera zona mundial «climáticamente inteligente». Las actividades del proyecto están diseñadas para fomentar la adopción de prácticas de sostenibilidad a través de la educación y de la sensibilización, y ofrecen estrategias y herramientas con recomendaciones sobre qué se debe hacer y cómo para mejorar la preparación y la respuesta ante fenómenos peligrosos.

Se espera de este proyecto una mejora de la capacidad de los países a la hora de incorporar e integrar cuestiones climáticas en el desarrollo del turismo, en la elaboración de políticas y en las prácticas empresariales. Los Estados miembros de la OTC y los agentes de la industria del turismo en el Caribe estarán mejor equipados para la preparación y la recuperación de los impactos de los fenómenos meteorológicos extremos y otros peligros relacionados con el clima.

Contexto:

El turismo es una actividad importante que genera un volumen de empleo considerable, inversión extranjera directa y cambio de divisas en el Caribe. Su naturaleza multisectorial lo convierte en una herramienta muy eficaz para un desarrollo sostenible y para la reducción de la pobreza.

El producto turístico caribeño depende del entorno natural. Para lo países, mantener un equilibrio eficaz entre las necesidades de desarrollo del turismo y la sostenibilidad medioambiental se presenta como un reto recurrente.

La viabilidad y el crecimiento de la industria del turismo también se ve amenazada por los peligros naturales, que cada vez son más graves y frecuentes como consecuencia de la variabilidad y del cambio climáticos.
Ante esta situación, la OTC, con la colaboración y la asistencia técnica del Banco de Desarrollo del Caribe (CDB), está desarrollando el proyecto CSSCTI en los Estados miembros de la Comunidad del Caribe (CARICOM) que forman parte de la OTC y del CDB. La financiación para el proyecto y las actividades relacionadas está prevista en el marco del Programa África, Caribe, Pacífico-Unión Europea-Banco de Desarrollo del Caribe-Gestión de Riesgo de Desastres Naturales en los países del CARIFORUM (ACP-UE-CDB-GRDN). Este programa busca reducir la vulnerabilidad ante los impactos a largo plazo de los peligros naturales, incluyendo los posibles impactos del cambio climático, para conseguir de ese modo un desarrollo sostenible regional y nacional y alcanzar los objetivos de reducción de la pobreza en estos países.

Características del proyecto

Coste total del proyecto: 460 173 euros
Agencia que lo implementa: Organización de Turismo del Caribe
Zona beneficiaria: Miembros de la OTC – Países del Caribe
Cooperación y asistencia técnica: Banco de Desarrollo del Caribe
Financiado por:
la Unión Europea a través del Programa de Gestión de Riesgo de Desastres Naturales en el CARIFORUM

Valoraciones del primer evento:

El Foro para un Turismo Sostenible y Climáticamente Inteligente fue la primera actividad regional de implementación del Proyecto CSSCTI. La organización del foro, celebrado en diciembre de 2017 en Basseterre, Isla de San Cristóbal, corrió a cargo de la OTC, con la colaboración del Ministerio de Turismo de la Isla de San Cristóbal.

El foro reunió a representantes locales, regionales e internacionales de entidades turísticas de los sectores público y privado y a agencias de desarrollo durante tres jornadas de compromisos dinámicos e interactivos.

Se revisó la adaptación al cambio climático, la mitigación y las oportunidades para una gestión adecuada de los destinos caribeños. Las Sesiones Clave del Foro incluyeron: Resiliencia Turística a través de la Mitigación y la Adaptación al Cambio Climático; Modelos Innovadores y Mejores Prácticas para un Turismo Sostenible; Destinos Inteligentes: el Clima como una Oportunidad; Mesa Redonda sobre la Recuperación del Turismo; y Hoja de Ruta sobre la Gestión de Desastres.

Los primeros dos días de actividades incluyeron presentaciones de expertos que mostraron las mejores prácticas para una industria turística sostenible resiliente al clima; el intercambio de iniciativas de referencia a cargo de representantes nacionales; talleres prácticos para reforzar lo aprendido; y visitas de campo experienciales que mostraron las iniciativas principales en Isla de San Cristóbal.

El Foro para un Turismo Sostenible y Climáticamente Inteligente se convirtió en una oportunidad para compartir e intercambiar las mejores prácticas. También permitió escuchar y aprender de los expertos e iniciar un rico diálogo y una red de contactos con agentes de la industria turística y con socios regionales e internacionales. El objetivo de todo ello era mejorar la resiliencia climática y fortalecer las estrategias de gestión de riesgo de desastres en la industria turística del Caribe.

«El Banco de Desarrollo del Caribe se ha asociado con la OTC para ayudar a incorporar la adaptación al cambio climático y las cuestiones sobre la reducción del riesgo de desastres a operaciones, planes y políticas del turismo nacional y regional. Aunque la industria del turismo es crucial para el crecimiento económico y el desarrollo del Caribe, debemos reconocer que este sector es muy vulnerable ante los efectos del cambio climático y de los fenómenos meteorológicos extremos. Por lo tanto, resulta esencial desarrollar e implementar iniciativas sólidas para aumentar la resiliencia del sector turístico ante riesgos relacionados con el clima para garantizar su sostenibilidad».

Dr. Yves Robert Personna, Jefe de Proyecto en el Banco de Desarrollo del Caribe.

Talleres de formación para prevenir desastres y aprender buenas prácticas en la gestión de riesgos

La Escuela Nacional de Gestión Integral de Riesgos de la República Dominicana llevó a cabo una serie de talleres de formación para prevenir desastres y aprender buenas prácticas en gestión de riesgos. Estos talleres se organizaron dentro del marco del Programa de Gestión de Riesgos ante Desastres en el CARIFORUM, gracias a la financiación de la Unión Europea y a la colaboración de la Dirección General de Cooperación Multilateral.

Contexto:

Las características geológicas y climáticas de la República Dominicana lo convierten en un territorio altamente vulnerable a distintos riesgos y desastres. Por ello, el gobierno dominicano se ha centrado en la reducción del riesgo como una política fundamental para el desarrollo nacional. La reducción del impacto del cambio climático en el país llevará a la reducción de la pobreza, a la productividad y competitividad, a un incremento de la inversión social y a la protección de la gente y del medio ambiente.

En este contexto, el gobierno ha creado el Sistema Nacional para la Gestión Integral del Riesgo con el objetivo de actualizar el marco legal e institucional, haciendo hincapié en la gestión integral del riesgo y centrándose en la prevención, la mitigación y la respuesta.

Los talleres de formación se enmarcaron dentro de la implementación del Plan de Formación Nacional de Gestión Integral del Riesgo, y esto también forma parte del refuerzo de la estrategia de la Escuela Nacional de Gestión de Riesgos (ESNAGERI).

Objetivos del proyecto:

  • Plantear el marco conceptual y los aspectos metodológicos de las simulaciones, identificando las habilidades, las competencias y las aptitudes necesarias para su aplicación en la República Dominicana.
  • Orientar la planificación, la concepción, la organización, el desarrollo y la evaluación de las simulaciones y de las situaciones de emergencias y desastres.
  • Proporcionar herramientas prácticas para la planificación, la concepción, la organización, el desarrollo y la evaluación de estos ejercicios.

¿Qué resultados se esperan de los talleres de formación?

  • Evaluar la capacidad de decisión de los trabajadores de las agencias para emergencias y desastres, de acuerdo con lo dispuesto en sus planes y procedimientos;
  • validar el plan institucional para la preparación y la capacidad de respuesta ante emergencias en un centro u organización determinados;
  • comprobar los mecanismos de coordinación interinstitucionales o intersectoriales para afrontar situaciones de emergencia;
  • formar a aquellos con capacidad decisoria y a los encargados de la ejecución de acciones de respuesta ante emergencias en la gestión de situaciones de crisis y gestión de información;
  • comprobar la relevancia y la efectividad de planes, protocolos, procedimientos, pautas o demás mecanismos operacionales de respuesta ante emergencias;
  • evaluar capacidades, empleo de técnicas, herramientas, recursos y otros factores que implican acciones prácticas relacionadas con la organización de operaciones de respuesta en situaciones de emergencia;
  • mejorar la coordinación y la aplicación de técnicas específicas de reducción del riesgo y el control de consecuencias a mano de múltiples actores y organizaciones;
  • evaluar la capacidad de respuesta general de grupos comunitarios, grupos ad hoc, personal del servicio, equipos de respuesta y otros que hayan sido formados en las habilidades para afrontar emergencias específicas.

Características del proyecto

Entidades encargadas: Escuela Nacional de Gestión Integral de Riesgos (ESNAGERI)

Zona beneficiaria: República Dominicana

Financiado por: la Unión Europea a través del Programa de Gestión de Riesgo de Desastres Naturales en el CARIFORUM.

Talleres de formación para la prevención de desastres y la gestión de riesgos. Descargar la versión en PDF

Desarrollo de capacidades en la gestión de riesgo de desastres y resiliencia al cambio climático en Île-à-Vache

El proyecto se desarrolla dentro de un marco multisectorial, con actividades de inversión centradas en la reducción del riesgo de desastres y en el fortalecimiento de la capacidad de adaptación al cambio climático de las comunidades de la isla.

Contexto: 

Debido a su topografía y a su ubicación geográfica en la zona de huracanes del Atlántico, Haití está expuesta a varios peligros naturales, como los huracanes, las marejadas ciclónicas, las inundaciones, los deslizamientos y los terremotos. Además, está situada en una zona de actividad sísmica, donde se cruzan varias fallas tectónicas principales. La vulnerabilidad del país ante peligros naturales se ve agravada por diversos factores, entre los que se encuentran los altos niveles de pobreza, una alta densidad de población, una degradación ambiental extrema, infraestructura deficiente y sistemas débiles de gobernanza. Los peligros naturales conllevan grandes costes económicos y sociales, al alterar el proceso de crecimiento económico, mermar las condiciones de vida y crear agitación social.

El Índice Mundial de Riesgo Climático (2017) sitúa a Haití en tercera posición entre los países más afectados (en cuanto a pérdidas humanas y económicas) por fenómenos meteorológicos extremos durante el periodo 1996-2015. Se espera que el cambio climático exacerbe aún más el riesgo de amenazas hidrometeorológicas al aumentar la frecuencia y/o la intensidad de fenómenos extremos.

Île-à-Vache:

Île-à-Vache (IAV) es particularmente vulnerable al impacto de tormentas tropicales y huracanes. La frágil base de recursos terrestres y marinos muestra síntomas de una degradación ambiental en aumento a medida que las inundaciones y las tormentas recurrentes agravan las ya precarias condiciones socioeconómicas de las comunidades de IAV. La capacidad del ecosistema costero para mantener y brindar su protección normal a las comunidades costeras está bajo amenaza, y se espera que los efectos del cambio climático recrudezcan la degradación de los ecosistemas marinos en IAV y de los recursos de agua dulce, y mermen en términos generales la resiliencia de las comunidades de la isla.

Objetivos del proyecto:

Mejorar la capacidad de las comunidades de Île-à-Vache y responder a la variabilidad del clima y a las amenazas del cambio climático.

El proyecto se inscribe dentro del Plan Estratégico para el Desarrollo de Haití (Plan Stratégique de Développement d’Haïti – PSDH); el Plan de Acción Nacional de Adaptación de Haití y el acuerdo de ayuda para Haití en el marco del noveno Fondo Especial de Desarrollo (FED 9).

Resultados esperados del proyecto:

  • Mayor capacidad del gobierno central, de las autoridades locales y de las comunidades para planear la resiliencia ante el cambio climático y la gestión del riesgo de desastres (GRD) para Île-à-Vache (IAV)
  • Reforzamiento de las capacidades para implementar una pesca viable y sostenible y otras oportunidades de sustento
  • Acceso mejorado al agua potable e información para una gestión efectiva de los recursos hídricos
  • Mayor acceso a un sistema eléctrico eficiente y asequible para hogares, negocios y servicios públicos administrativos

El Proyecto consiste en una Asistencia Técnica (AT) que incluye:

  • plan de GRD-adaptación al cambio climático (GRD/ACC), plan espacial de resiliencia al clima, sistema de alerta temprana (SAT), y programa público de educación y de sensibilización;
  • programa piloto de gestión de ecosistemas costeros y pesca sostenible;
  • medios de vida sostenibles y evaluación de las oportunidades;
  • concepción de la red hidrométrica y formación de técnicos de la Dirección Nacional de Agua Potable y Saneamiento (DINEPA) y del comité local del agua (CLA), y asesoramiento sobre el diseño de un sistema de purificación del agua por ósmosis inversa;
  • asesoramiento sobre la supervisión del diseño y de la construcción para un sistema piloto de minirred;
  • formación de mantenimiento para los sistemas solares fotovoltaicos y de iluminación; y
  • seguimiento y evaluación.

Características del proyecto

Beneficiario: gobierno de la República de Haití

Agencia que lo implementa: Ministerio del Medio Ambiente

Coste: 6325 dólares

Desarrollo de capacidades en la gestión de riesgo de desastres y resiliencia al cambio climático en Île-à-Vache. Descargar PDF